Entidades, socimis y fondos

Transformación de suelo a través de los mecanismos jurídico urbanísticos existentes, con un servicio integral desde la obtención del suelo por el promotor hasta el momento de la edificación a través de nuestro servicio integral de Gestión de Activos que incluyen todos los siguientes:

Fase 1. Due diligence  jurídica-urbanística.

  • Estudio de la situación jurídica de la estructura de la propiedad del activo.
  • Identificación y estudio físico del activo.
  • Determinación de la situación urbanística real del activo.
  • Determinación de la clasificación y calificación urbanística del activo.
  • Determinación de normativa territorial aplicable, conforme a las normas de ordenación territorial.
  • Determinación de normativa sectorial aplicable, conforme a la ordenación sectorial derivada de las costas, aguas, vías pecuarias, montes, minas, carreteras, infraestructuras ferroviarias, aeroportuarias, portuarias, así como de la protección ambiental (legislación medioambiental de cada CCAA) aplicable sobre nuestro activo.

Fase 2. Valoración económica actual.

  • Determinación del uso urbanístico del activo.
  • Cuantificación de la superficie edificable a materializar, que vendrá dada por el aprovechamiento urbanístico y uso característico asignados a nuestro ámbito.
  • Cuantificación de las cesiones para suelo público.

Fase 3. Valoración económica futura.

  • Cuantificación de las cargas urbanísticas del activo, con determinación del gasto de urbanización y/o edificación.
  • Cuantificación del valor de la superficie edificable a materializar, que se realizará mediante estudio de mercado comprensivo del producto inmobiliario final.
  • Valoración final del activo.

Fase 4.  Master plan y retorno de la inversión.

  • Cuantificación del valor actual neto de la inversión.
  • Cuantificación de la amortización razonable del activo.
  • Organización y planificación del proceso de desarrollo de un suelo.

Fase Ejecución/puesta en valor del activo.

  • En parcelas rústicas, formulación y tramitación de los instrumentos de planeamiento general y parcial para la clasificación y ordenación urbanística del activo inmobiliario. (Suelo no urbanizable)
  • En parcelas rústicas, formulación del proyecto de segregación, obtención de licencia, consecución de acuerdo con la copropiedad, inscripción en Registro; procedimientos declarativos del dominio.
  • En suelo urbanizable o urbano no consolidado, formulación y tramitación los instrumentos de planeamiento de desarrollo para la ordenación urbanística pormenorizada y detallada. (Suelo urbanizable sin planeamiento)
  • En suelo urbanizable o urbano no consolidado, ejecución del activo mediante los sistemas de gestión urbanísticos previstos (compensación, cooperación, PAI valenciano, PAU castellano-manchego, reparcelación en Catalunya, etc), mediante la iniciativa privada en Comisión Gestora y Junta de Compensación, mediante convenio urbanístico de gestión, mediante la activación coercitiva del sistema de cooperación o mediante la formulación de una Alternativa Técnica y Proposición Jurídico-Económica en los casos de la Comunidad Valenciana o Castilla La Mancha.
  • En suelo urbanizable o urbano no consolidado, formulación del Proyecto de Reparcelación y Proyecto de Urbanización, como paso previo al replanteo de las parcelas y el inicio de las obras de urbanización.
  • En suelo reparcelado, dirección técnica facultativa de las obras de urbanización.
  • En solares, dirección técnica facultativa de las obras de edificación.
  • En parcelas rústicas o en inmuebles indivisibles, dirección jurídica en procesos de división y venta forzosa de proindivisos.
  • En solares o inmuebles locales, comerciales, oficinas, residenciales, industriales, dirección de procedimientos de cambio de uso.
  • Garantía de la operación durante la gestión del activo. En los casos donde se opera sobre suelo rústico susceptible de desarrollo, y donde ese desarrollo depende de una tramitación posterior de los instrumentos de planeamiento correspondientes, se somete y se garantiza la operación al cumplimiento de determinados hitos durante el procedimiento, por ejemplo, a la aprobación definitiva del planeamiento, a la aprobación del proyecto de reparcelación, a la recepción de las obras de urbanización, etc. Esta operación inmobiliaria se suelen realizar en forma de aval u otra forma de garantía válida en Derecho. Y en este momento, el rigor del trabajo jurídico y urbanístico se hace indispensable.
X
- Enter Your Location -
- or -