Reclamación al seguro decenal

Origen estructural del daño.

Antes de iniciar la reclamación al seguro decenal del promotor (utilizamos el ejemplo del promotor, por el hecho de ser el responsable solidario), es conveniente analizar la viabilidad de la reclamación. Como sabemos, los daños apreciados deben tener su origen en elementos estructurales de la edificación, de conformidad con el artículo 19.1 c) de la Ley de Ordenación de la Edificación, que los define como los daños materiales causados en el edificio por vicios o defectos que tengan su origen o afecten a la cimentación, los soportes, las vigas, los forjados, los muros de carga u otros elementos estructurales, y que comprometan directamente la resistencia mecánica y estabilidad del edificio.

Bien, para acreditar que las grietas y daños producidos son consecuencia de la estructura del daño, se debe recabar la siguiente información/documentación:

  • Estudio Geotécnico de la parcela.
  • Proyecto técnico de la edificación.
  • Estudio topográfico del terreno, que vendrá incorporado al Proyecto de Urbanización elaborado en su momento.

Asimismo, en la medida de lo posible, y según la gravedad del daño, es del todo recomendable realizar unos sondeos geotécnicos a través de penetros en el terreno donde hayan aparecido los daños, al efecto de conocer las características geomorfológicas del suelo. Asimismo, es necesario disponer de un Informe elaborado por técnico competente donde se recoga la existencia de daños a la cimentación, soportes estructurales, etc. Por tanto, a nivel técnico, la reclamación debe contener en todo caso un Informe de existencia de daños estructurales, y en caso que la afección sea mayor, un sondeo del terreno.

Daños cubiertos por el contrato de seguro decenal.

Aunque usted le reclame al promotor de la vivienda, y sea éste quien posteriormente repita la reclamación ante su seguro decenal, conviene saber qué daños están cubiertos por el contrato:

  • Cobertura básica: el contrato se remite en todos los casos con carácter general al artículo 19 Ley de Ordenación de la Edificación. Posteriormente, en las condiciones particulares del contrato, se hace una especificación de esta cobertura básica de la siguiente forma:

  • Coberturas opcionales: en este apartado, el contrato recoge las distintas coberturas de riesgo contratadas o no por el asegurado (promotor): impermeabilización de cubiertas, terrazas, tejados, sótanos, porches, daños causados a bienes preexistentes o los daños a fachadas no portantes. Posteriormente, en las condiciones generales del contrato, se hace una especificación de cada una de las coberturas de riesgos.

Acción decenal.

Una vez analizada esta información, y sobre la base de la existencia de un daño asegurado por la garantía decenal y acreditado por informe técnico, formalizamos nuestra reclamación ante el promotor, el cual dará parte al seguro decenal. En www.urbanistica91.com, como ya conocen nuestros clientes, ofrecemos a nuestros clientes tanto los informes jurídicos como los informes técnicos sobre los que se sustenta la acción decenal.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*