Resolución de concesiones administrativas y reclamación de daños y perjuicios

parking-publico1

 Supuesto

El supuesto concreto sobre el que versa la presente publicación es el siguiente:

Ayuntamiento cede la gestión de un aparcamiento público a empresa privada y, al tiempo, este mismo Ayuntamiento habilita zonas cercanas a dicho parking para darle uso de aparcamiento sin contraprestación alguna por sus usuarios (gratuito). Además, el Ayuntamiento se encarga de señalizar de manera incisiva la existencia de estos nuevos aparcamiento gratuitos. La concesión de la gestión del aparcamiento público a la empresa privada fue firmada por un período de 10 años y, como es lógico, los concesionarios están viendo cómo sus ingresos cada vez son menores debido a la existencia de los nuevos aparcamiento gratuitos. ¿Puede hacer algo el concesionario?

Análisis material

Si puede hacer algo o no el concesionario ante esa situación, dependerá, como siempre, de la capacidad de probar que se ha causado un perjuicio económico y, en segundo lugar, que dicho perjuicio económico ha sido consecuencia de una actuación del Ayuntamiento.

En el caso del parking, será imprescindible realizar un análisis sobre la situación urbanística de las nuevas zonas habilitadas por el Ayuntamiento para parking; habrá que ver la calificación urbanística de dichas zonas al tiempo del otorgamiento de la concesión, es decir, si estaban calificadas como sistema dotacional ya en ese momento, o si por el contrario, se trata de un suelo cuyo uso para aparcamiento ha sido formalizado posteriormente por el Ayuntamiento; incluso, habrá que conocer el régimen de usos dotacionales complementarios en dicha zona (no será lo mismo que apareciera en el Plan como uso dotacional aparcamiento público, que dicho uso se prevea como complementario al principal).

Respecto a la valoración económica del perjuicio, se deberá realizar una comparación entre los ingresos de explotación del parking con anterioridad al uso de las nuevas zonas habilitadas y con posterioridad a las mismas; y sobre todo, una vez realizado el cálculo, se deberá justificar que, de existir el nuevo aparcamiento municipal, la concesión actual no hubiera podido desarrollarse.

Y por último, y a modo de prueba de la actuación negligente por parte del Ayuntamiento, dado que se trata de la implantación de un servicio gratuito, donde otro es de pago, podemos encontrarnos ante un caso de competencia desleal por parte de la Administración, siempre que se pueda demostrar que ésta actúa como operador en el mercado. La competencia desleal es un comportamiento objetivamente contrario a la buena fe, por imitación, por oferta por debajo del precio de mercado con pérdidas para el patrimonio y/o por vulneración de normas, que le han supuesto una ventaja competitiva o son de carácter concurrencial, con distorsión del mercado y afectación al interés público.

Pasos a dar

1º Instar la resolución de la concesión, y solicitar daños y perjuicios, a través de una de estas dos vías:

  • Rescate de la concesionaria, donde se prevé la indemnización por daños y perjuicios.
  • Imposibilidad de la explotación del servicio como consecuencia de acuerdos adoptados por la Administración con posterioridad al contrato.

2º. En caso que no se hayan satisfecho los daños y perjuicios, solicitar indemnización por responsabilidad patrimonial ante el Ayuntamiento.

3º. Simultáneamente, interponer denuncia por competencia desleal ante el Tribunal de la Competencia, en orden a dar cese a la actividad que nos perjudica y a obtener mayores títulos a la hora de la fase probatoria del daño real y efectivo del procedimiento de responsabilidad patrimonial. En caso de estimación, aunque por sí misma no produzca una indemnización al administrado.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

X
- Enter Your Location -
- or -